Hoy, con ustedes, una entrada fuera de lo común: 50 cosas sobre mí. Aunque siempre intenté alejar mi vida privada del blog, tengo una amiga bloguera (muy insistente e inquisidora) que me dio una bofetada en la cara cuando me dijo: predicas la moral en tangas”. Y es que… ¿cómo es posible que les aconseje ser cercanos con sus seguidores y ustedes sepan la nada misma sobre mí?

He de confesar que se me hace difícil abrirme a las personas y tiendo a construir una barrera que marque distancia. No es que sea inaccesible, solo que me gusta ser yo misma (hacer y decir lo que genuinamente quiero) y esto no es bien aceptado por muchos. Así que primero observo distante y, de sentirme en confianza, soy un libro abierto.



1. Mi familia es lo más importante y valioso que tengo. Siempre he dicho que los ladrillos construyen una casa, pero los valores edifican un hogar.

2. Detesto acumular cosas y archivar papeleo en vano, por lo que termino tirando a la basura cosas que luego necesito. Sin embargo, soy muy buena almacenando escritos, cartas y notitas viejas.

3. Fuera de Puerto Rico soy considerada una persona con una gran identidad cultural. Pasa lo contrario cuando estoy dentro. (o.O)

4. Tengo dos novelas escritas y otras dos en producción. Además de una recopilación de cuentos y poemas que ni les cuento. ¡Ah! y que no se me olviden los artículos, eBooks y cursos académicos (que son los más). A pesar de ello, tengo muy poco publicado.

5. Mientras escribo esto, también lavo ropa, contesto correos-e, calendarizo mi semana, preparo café, organizo mi disco duro, atiendo el Facebook, contesto mensajes en Whatsapp, enciendo leña y... ¡me vuelvo loca!

6. ¡Soy adicta al café! Como mínimo, me tomo tres tazas al día. :P

7. ¡Estoy enamorada! y felizmente casada con el hombre que ha sabido sacar lo mejor (y lo peor) de mí: Ale.

8. Pronuncio la S de forma apicoalveolar, así que tengo la Z en la punta de la lengua todo el tiempo. He intentado aprender la forma predorsal, pero se me hace casi imposible. De todas formas, estoy muy orgullosa de mi acento y de las características particulares del español que poseo.

9. Soy muy crítica y exigente con mi trabajo. Quisquillosa. Perfeccionista. Maniática. Organizada. Estructurada. Calculadora.

10. Me gusta hablar sin filtros. Decir las cosas tal cual son, sin complejos, hipocresías, tabúes, cuestionamientos por el qué dirán… y sin ofensas.

11. Dicen las malas lenguas que sé insultar a las personas con palabras tan finas que ni se dan cuenta. Eso sí, tengo una mirada que empala a cualquiera, jaja.

12. ¡Me encanta tomarme siestas! Ojalá pudiera hacerlo todos los días…


13. Colecciono lápices, bolígrafos, cuadernos y ¡postales! Tengo por todas partes y en cada esquina. Mi casa parece un school suplies.

14. Debo admitir que no puedo vivir sin la tecnología (computadora, internet, ducha eléctrica, teléfono) y que de pronto me desespera estar en un lugar con pocas comodidades, así que no me inviten a acampar. :S

15. Mis palabras favoritas del español son: ojalá, gollll, ensimismado, caótico, murmullo, acojonarse y caribeño.

16. Soy adicta al maní pelado sin sal desde que vivo en Chile.

17. Me encantan los juegos de mesa. El scrabble es mi favorito, pero también las briscas, las damas y el dómino. Juego mucho con Ale luego de cenar y, gracias a la aplicación Apalabrados, con mi mamá.

18. No soy amante a la música. Prefiero el silencio sepulcral. Esto es un problema cuando tienes un esposo que justo se dedica a la música. De pronto estoy en mi escritorio trabajando muy concentrada y ¡Pam, pam, pam! ¡Tiririririi…! Él con su guitarra, su piano, su amplificador y ¡el metal!

19. Ponerme un vestido, tacones y cruzar las piernas me hace sentir muy guapa. Y es que he bajado muchisisísimo de peso y antes no podía hacerlo. :P

20. Lo primero que hago al despertar es verificar mi correo-e desde el móvil. Me encanta recibir notificaciones, cartas y comentarios de personas. Y cuando viene el cartero, ¡ni se diga! Soy una niña pequeña con muñeca nueva.


21. Tengo muchísimos libros y ¡todavía tengo muchísimos en mi país! Mi mamá me los guarda con mucho cariño. La verdad es que uno de mis placeres es ver mi librero todos los días. 

22. El tiempo no me da para hacer todo lo que me gustaría hacer. Sí, procrastino mucho, pero también produzco mucho. Tengo tantos proyectos creativos y literarios… tanto trabajo por hacer… tantas cosas que estudiar… tantos libros que leer… ¡Quiero que se multipliquen mis horas!

23. Soy muy autodidacta, así que siempre estaré aprendiendo algo, metida en algún curso, tomando una certificación nueva, participando en talleres... en fin, estaré aprendiendo.

24. Se pudiera decir que en todo lo que escribo hay algo autobiográfico, ya sea una característica, una experiencia, una forma de pensar, un análisis, un consejo… Tal vez por eso no me haya dedicado todavía a publicar.

25. Me gusta tener las uñas bien pintadas y arregladas, sobre todo las de los pies.

26. No soy fanática de nadie; ni escritores, ni cantantes, ni actores. Prefiero conocer gente común que, sin proponérselo, me enseñe o comparta algo que me haga reflexionar y convertirme en mejor persona. Eso sí, ¡admiro a mi madre!

27. Todavía no me acostumbro a la ciudad donde vivo. Llevo más de un año en Chile y… no me encuentro del todo, no me hallo. Pero he aprendido a valorar lo que me identifica de mi tierra. "Yo sería borincana aunque naciera en la luna"...

28. Me encanta la cocina, sobre todo la repostería. Ale y yo hacemos un desastre todos los fines de semana. Siempre hay una receta nueva que inventar. Nuestra especialidad: la pizza.

29. En las noches, acostumbramos ver series y películas. A veces nos amanecemos y él termina durmiendo pocas horas, así que está cabeceando en el trabajo toda la mañana.

30. Aunque no es mi género, hay una canción que me provoca tristeza, sobre todo el coro, y que siempre me hará recordar a una persona, una promesa. Se titula Yo te esperaré.

31. Tengo un tatuaje tras la oreja :P y varios piercings.

32. Me reúno varias meses al mes con un grupo de amigas a las que estimo mucho. Todas sobrepasan los 70 años, pero no vean lo bien que la pasamos.

33. Para bien o para mal, mi esposo es la persona que logra sacarme de quicio más fácilmente. Tiene una gran habilidad para acabar con mi paciencia. Pero al cabo de unos minutos… todo se me pasa y termino brincándole encima para hacerle cosquillas.

34. Para algunos soy una trotamundos, para mí solo he visitado unos pocos países. Viví en España un tiempo por estudios y, estando allá, visité Marruecos, Portugal, Italia y Francia. También he estado en República Dominicana, San Thomas, Panamá y muchísimas partes de Estados Unidos. ¡Ah! y vivo en Chile.

35. Soy la dueña y señora del taller de escritura LetraRt. Tengo pensado traer los cursos que imparto al blog y espero lograrlo antes que culmine el 2015.

36. ¡No me gusta salir de mi casa! Sí, soy súper hogareña. Tal vez es por vagancia. Me gusta estar en pijamas en la casa y, para salir, tengo que vestirme decentemente. :S

37. Las hormonas a veces se apoderan de mí y me hacen ser la peleadora más llorica que haya existido. Mi esposo todavía intenta domar esa fiera.

38. Cuando tengo hambre, me da un coraje que ni yo misma me soporto. Peleo con todos, alego por todo y aniquilo a quien sea con la mirada.

39. Me encantan los días lluviosos y oscuros, donde pueda tener la casa calientita con la leña y tomarme un rico café sin preocupaciones. ¡Qué inspirador!

40. Me apasiona el género epistolar. Escribo cartas para mí, para nadie, para enviar, para comentar… Siempre escribo cartas. Tengo amistades en distintas partes del mundo con las que me carteo y ¡estoy abierta a la posibilidad de que se añada alguien más!

41. ¡Quiero una máquina de escribir antigua! y que funcione, claro está.


42. Desde niña, siempre fui la sabelotodo. Quería participar en todo y destacar en todo. Tener las mejores notas y rodearme con las maestras/profesoras. Tal vez por eso estudié pedagogía. :D

43. Me gusta la actuación. Durante mi adolescencia la practiqué mucho en varias obras de teatro. Si tuviera la oportunidad, volvería a las tablas.

44. Si tuviera una máquina del tiempo, iría al pasado para observar antropológicamente a los indios taínos (mis raíces) y a los vikingos (me llaman mucho la atención). También iría a Auschwitz en plena Alemania nazi, tengo fascinación por esa época.

45. La puntualidad ante todo. Cinco, diez minutos de atraso son perdonables, ¿pero una hora? me pone de mal humor…

46. Mi sentido del humor puede ser satírico y negro. Se me dificulta entender los absurdos y me desespera que la gente haga chistes dentro de una conversación seria.

47. Confiar en la calidad del trabajo de otras personas me cuesta horrores. Pero estoy trabajando en ello y ya me va mejor.

48. Por ninguna razón, motivo, circunstancia voy a un baño público. PUNTO.

49. No hay nada que me satisfaga y me sorprenda más que un mensaje de agradecimiento genuino de uno de mis alumnos o una de las personas que me contacta a través de Escritos on Demand por haberles enseñado o ayudado en algo. Los comentarios del blog no se quedan atrás; ¡me motivan a continuar!


50. Creo en Dios y en su evangelio.

¡Y hasta aquí! No sé cómo, pero llegué a las cincuenta. Es obvio que queda mucho de mí por decir, pero ha sido suficiente. Si quieres saber algo más, solo tienes que preguntar abajo. Por cierto, ¿te animas a contarme algo sobre ti?
Image and video hosting by TinyPic